Kindle – Amazon

Kindle – Amazon

Suscríbase al Newsletter

Ingrese su correo electrónico:



Delivered by FeedBurner

Isaac adivinó: ella vacilaba …

Domingo, marzo 7, 2021
publicado por pedrob

preocupada sin decidir por un artefacto een la estantería.

Esta dama, elegante, tenía una idea sin resolver… y el vendedor cerca, con educado acecho.
Escena clara y prometedora: una actriz madura, nerviosa, dos actores al acecho, observando cual sería el favorecido en exhibición.

¡Muy buenas tarde !, se presentó don Isaac. Bienvenida a mi tienda, y co0n m8ucho gusto la atenderé´junto a Daniel, ek vendedor que usted ya conoció.

Don Isaac sabía, viejo zorro y ducho obzseervador y no solo un atento servidor cumpliendo como pudiera su tarea vendedora.

¡Decidió satisfacer a una clienta con alguna vacilación. Venderle solamente una apiradsorea y si te he visto no recueredo, no estaba en su educación y asmbición de empresario.

no sería suficiente, pensó. Se impuso que fuera clienba y posible promotora espontánea de la marca. Quería, le confesó a don Isaac entrazndo en confianza, un mejore precio por el dolar, aprovechando con esa liberetad que concedías la autoridad… para después cambiar.

Olfato, inquietud, ambición emprendedora, beneficiando al cliente, con o sin dólar. ¡Beneficiar a cada visita compradora. era la consigna,

¡Hiciera lo que hiciera el competidor!

Cree y desasrrolle clientes satisfechos en los más mínimos detalles.

Primera lección: EL CLIENTE NO DEBE SALIR SIN COMPRAR.
Segunda lección: ESE CLIENTE DESEA VOLVER LO MAS PRONTO POSIBLE.

Por ello propusimos hace tiempo… GENTE qUE FACILITA SU vIDA.

Hasta la próxima.
Espero su comentario. Es muy útil y necesario..
Graciaa muchas.



Deje su Comentario