E-Book: “Cómo I” – 1993

Cómo 1
* Haga click para leerlo.

E-Book: “Cómo II” – 1994

Cómo 2
*Haga click para leerlo.

Sígame en Twitter

Agregar a Twitter

Kindle – Amazon

Kindle – Amazon

Suscríbase al Newsletter

Ingrese su correo electrónico:



Delivered by FeedBurner

Dos temas: Un cuento (*), Piense en 180º (**)

Viernes, octubre 15, 2010
publicado por admin

(*) “UN REDACTOR MURIÓ, y San Pedro…”

No sé usted, pero yo soy un hincha del humor en publicidad. Vende.
Admiro a los ingleses por ello. Tienen esa natural facilidad de reírse de si mismos. Y cuando logran hacerlo en su publicidad, ganan todos los premios.
Hace días que tengo un antojo: relatarles un cuento de publicista, pero en inglés, aplicando mi ingrediente 180º (lea más adelante). Pero no lo tome mal. El english siempre estará de gran moda, así que aprovecho y lo practicamos juntos. Además, el cuento creo que tiene más gracia en inglés. Veamos…

A COPYWRITER DIES, and Saint Peter offers him a choice of Heaven or Hell. The writer asks to see both. Leading him to a doorway, Saint Peter says: “Here is Hell, we have a room just for copywriters”. Inside, the writer sees row upon row of faceless hacks, all scribbling frantically as giant red devils lay into them with heavy whips.
“The meeting´s in five minutes! The meeting´s in five minutes” the devils scream.

“Uh… better show me Heaven,” the writer says. So up they go.

“Here in Heaven, we also have a room for copywriters,” Saint Peter says. Peering into the second room, the writer again sees row upon row of faceless hacks, all scribbling frantically as giant red devils lay into them with heavy whips.
“The meeting´s in five minutes! The meeting´s in five minutes” the devils scream.

The copywriter protests. “But I thought you said this was Heaven!”

Saint Peter says, “Well, up Here, the work gets produced.”

Más que cuento gracioso, procura  recordar lo que tantas veces he conversado con mis alumnos, y con algunos románticos y flojitos colaboradores: el trabajo publicitario es duro, de principio a fin. Y me aproveché del cuento.

A continuación, mi propuesta…

(**) Piense en 180º

Tiene que ver con mi ingrediente de “pensar lo opuesto”, cada vez que me enfrento a una solución creativa: tocar piano pulsando sólo las negras, o las blancas; o ilustrar una gordita en el anuncio para vender zapatillas de ballet. Instalé esta idea, con mucho éxito, allá por 1992, como reza en uno de mis “Cómo”. Años después, Matte&Mendez, vendieron su agencia; la rebautizaron “180º ”, hoy conocida y exitosa. ¿Coincidencia?  (Entre nosotros, mi amigo Jimmy Scott, de El Mercurio, le gustó la idea, y la usa.)

Hasta la próxima.



Deje su Comentario